Etiquetas

, ,


cristo-y-el-joven-rico-h-hofmann.jpgNuestro albedrío, el cual se nos concede mediante el plan de nuestro Padre, es la gran alternativa al plan de coacción de Satanás. Con este sublime don, podemos crecer, mejorar, progresar y procurar la perfección. Sin el albedrío, ninguno de nosotros podría crecer ni desarrollarse aprendiendo de las equivocaciones y errores propios y de los demás.

Por motivo de su rebelión, Lucifer fue expulsado y “llegó a ser Satanás, sí, el diablo, el padre de todas las mentiras, para engañar y cegar a los hombres y llevarlos cautivos según la voluntad de él, sí, a cuantos no quieran escuchar [la] voz [del Señor]” (Moisés 4:4). Así que este personaje que era un ángel de Dios y que tenía autoridad, incluso delante de Dios, fue arrojado de la presencia de Dios y de Su Hijo (DyC76:25). Eso produjo una gran tristeza, “porque los cielos lloraron por él; y era Lucifer, un hijo de la mañana” (DyC 76:26). ¿Acaso no supone esto la responsabilidad para los seguidores de Cristo de preocuparse por los seres queridos que se hayan descarriado y “se hallan desterrados de la presencia de Dios”? (Moisés 6:49). No conozco ninguna vía más excelente que la de demostrar amor incondicional y ayudar a las almas perdidas a buscar un camino diferente.No obstante, Satanás ejerce una importante función negativa. En el libro de 2 Nefi, se nos dice: “porque es preciso que haya una oposición en todas las cosas” (2Nefi 2:11). Ciertamente, Pedro advierte: “Sed sobrios, y velad; porque vuestro adversario el diablo, como león rugiente, anda alrededor buscando a quien devorar” (1Pedro 5:8).C. S. Lewis, un autor cristiano, nos proporcionó una visión nítida de las tácticas diabólicas. En una carta ficticia, Screwtape, el maestro diablo, instruye al diablo Wormwood, su aprendiz, que se está capacitando para convertirse en un diablo más experimentado:“Dirás que son pecadillos; y, sin duda, como todos los tentadores jóvenes, estás deseando poder dar cuenta de maldades espectaculares… No importa lo leves que sean sus faltas, con tal de que su efecto acumulativo sea empujar al hombre lejos de la Luz y hacia el interior de la Nada…De hecho, el camino más seguro hacia el Infierno es el gradual: la suave ladera, blanda bajo el pie, sin giros bruscos… sin señalizaciones” (Cartas del Dianblo a su sobrino, de C.S.Lewis). C. S. Lewis también escribió: “Está muy extendida la absurda idea de que las buenas personas ignoran lo que significa la tentación. Se trata de una evidente mentira. Sólo aquellos que luchan por resistir la tentación saben lo fuerte que es… La fuerza del viento se comprueba al caminar contra él, no al quedarse tumbado” (Mere Christianity;1996).El profeta José Smith relató lo siguiente de su propia experiencia: “Cuanto más se acerque una persona al Señor, más poder manifestará el adversario para impedir el cumplimiento de Sus propósitos”(Orson Whitney “Vida de H.C. Kimball – 1945 – pág. 132)

Anuncios